En este Concurso pueden presentar propuestas de proyectos organizaciones comunitarias, de base, padres, estudiantes, grupos juveniles e iniciativas similares, organizaciones sindicales, gremiales, comunidades y asociaciones indígenas.

Para obtener Bases Técnicas del Concurso, visite: www.onu.org.ni y pulsar imagen de la convocatoria en la columna derecha.en la tercera imagen
o solicítelo: Oficinas de UNICEF: Rotonda El Gueguense 300 metros al sur, Edificio Naciones Unidas. Teléfono: 268-0687/8.


Más del 50 por ciento de los niños en Nicaragua sufren de desnutrición. Los índices de desnutrición infantil son los más altos de Centroamérica. El representante del Programa Mundial de Alimentos, William Hart, indicó que las personas que más sufren de ese flagelo son los niños del norte y el centro del país.

Ayer, unas dos mil personas se manifestaron contra el hambre y la desnutrición en Nicaragua.

“Marchamos para eliminar el hambre y la desnutrición del mundo entero y de Nicaragua, la caminata se hace en mas de cien países del mundo, y tenemos la expectativa que participen más de un millón de personas”, dijo el diplomático.

Agregó que el presupuesto del PMA para 2007 es de seis millones de dólares, que se traducen entre 10 y 12 mil toneladas de alimentos para los municipios más pobres de Matagalpa, Nueva Guinea, Madriz y Jinotega. En esta zona tienen a más de 400 mil beneficiarios.

Dijo que están aliados con el gobierno en el programa “Hambre Cero”, y contribuyeron económicamente y con el bono alimenticio y productivo que se repartirá a los campesinos.

El PMA y su socio corporativo, la empresa de envíos TNT, movilizó a cientos de miles de personas alrededor del mundo para acabar con el hambre de los niños. Ayer invitaron a caminar a un millón de personas de unos 100 países, entre ellos Nicaragua.

La caminata salió de la Rotonda del Periodista hacia la otra rotonda ubicada en Plaza España, y participaron funcionarios de gobierno y representantes del sector privado.

La idea de esta marcha a nivel mundial es recaudar fondos para llevar alimentos a los niños. En Nicaragua la meta era recoger unos 30 mil dólares de la venta de camisetas y gorras, con mensajes alusivos a la manifestación global.

A la manifestación asistieron ministros, profesores universitarios, diplomáticos, la Cruz Roja, Cuerpo de Bomberos, organizaciones no gubernamentales y representantes de la sociedad civil.

El ministro de Educación, Miguel De Castilla, expresó que la merienda escolar que el Mined entrega a los niños de la escuela primaria asciende a 15 millones de raciones anuales.

“Éste es uno de los programas fundamentales del Mined. Es parte de la lucha contra el hambre de este gobierno”, expresó De Castilla.

Como una novedad, expresó que este año están entregando arroz, frijoles y leche a los infantes.

Afirmó que el programa cubre al 70 por ciento de los niños que asisten a las escuelas del país, principalmente en el norte, en la zona central de Nicaragua y en los barrios más pobres de Managua.

“En un país en pobreza, si no se come no se aprende. Muchos niños vienen a la escuela a comer y no a aprender. Esa es la situación de pobreza. Hay niños que se desmayan porque se van sin desayunar”, se lamentó el funcionario.

El titular del Magfor, Ariel Bucardo, señaló que el programa “Hambre Cero” –que impulsa el gobierno– ya beneficia a cinco mil familias del sector rural.

En el aspecto productivo beneficiarán a unas 15 mil familias, con la entrega de semillas, urea e insumos.

“Hambre Cero no es sólo repartir comida, sino entregar productos y semillas para que trabajen y para que así ya no tengamos que andar pidiendo comida a otros países”, dijo Bucardo. La idea es producir nuestra propia comida y que no tengamos que depender de donaciones, señaló. “Lo único que esperamos es que haya lluvia. Insumos, semillas, fertilizantes y urea tenemos, sólo falta que la madre naturaleza nos dé lluvias para sacar la producción adelante”, concluyó.

El Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales, Ineter, anunció que la temporada lluviosa en el país será irregular, y que comenzará en la última semana de mayo.

http://www.elnuevodiario.com.ni/2007/05/14/nacionales/48694


3 de mayo de 2007/ Queridos amigos:

Todos los años, en el Día Mundial de la Libertad de Prensa, reiteramos nuestro compromiso con el derecho a la libertad de opinión y de expresión, consagrado en el Artículo 19 de la Declaración Universal de Derechos Humanos.

En nuestro tiempo cada día más personas adquieren los medios para llegar a un público más amplio. Pero con demasiada frecuencia se enfrentan a los intentos de limitar, denegar u obstaculizar la corriente de información e ideas. Ante tales amenazas es labor de las Naciones Unidas defender sin tregua la libertad de prensa y la libertad de los hombres y mujeres cuyo talento y dedicación le dan vida.

Lo que es más alarmante, al tratar de arrojar luz sobre las penurias de otros, con frecuencia los periodistas pasan a ser blanco de ataques. En el último año más de 150 profesionales de la prensa han perdido su vida en el cumplimiento del deber. Otros miembros de la prensa han resultado lesionados, o los han detenido, hostigado o hecho rehenes. Esto ocurre no sólo en medio de conflictos armados, sino además en la búsqueda de historias relativas a la corrupción, la pobreza y el uso indebido del poder.

Más recientemente he seguido con desaliento el secuestro del periodista de la BBC, Alan Johnston. La cobertura que el Sr. Johnston ha hecho de las cuestiones relacionadas con el Oriente Medio y el conflicto israelo-palestino le han ganado respeto a escala mundial. Su continuo cautiverio no beneficia a ninguna causa, ni menoscaba causa alguna. Hago un nuevo llamamiento a que se ponga en libertad inmediatamente y sano y salvo a Alan Johnston.

Los ataques contra la libertad de prensa son ataques contra el derecho internacional, contra la humanidad, contra la libertad misma, contra todo lo que representan las Naciones Unidas. Una prensa libre, segura e independiente se halla entre las bases mismas de la democracia y la paz. Los gobiernos, las organizaciones internacionales, los medios de comunicación y la sociedad civil han de desempeñar un papel en la defensa de esas bases. Reiteremos en el Día Mundial de la Prensa nuestro compromiso con esa misión.