Los niños recibían clases de Ciencias Sociales cuando una visita de muy lejos pidió permiso para entrar al aula. Era Stanlake Samkange, Director de Políticas y Programas de la Sede del PMA (en Roma, Italia) acompañado por una delegación del Ministerio de Educación de Nicaragua.

Después de conversar con la maestra, Samkange preguntó a los niños: “¿Qué quieren ser cuando sean grandes?”. Una vocecita sobresalió entre las demás: “Yo quiero ser Director”.

La respuesta provino de Jerkin Palacios González, de 10 años, uno de los estudiantes de la escuela Santular, ubicada a orillas del Río Coco, en una de las zonas rurales de más alejadas y de difícil acceso en Nicaragua. La respuesta más frecuente había sido, agricultor, entre los niños y maestra, entre las niñas.

“Entonces serás Director. Un Director como el señor  Samkange quien vino a su escuelita a visitarlos”, le respondió el Representante Adjunto del PMA en Nicaragua, Marc Regnault de la Mothe.

En primera línea en la Agenda 2030

Samkange visitó Nicaragua para reunirse con las autoridades de gobierno y visitar las operaciones de asistencia alimentaria y asistencia técnica que son desarrolladas en el país a la luz de las nuevas estrategias globales del PMA para cumplir la Agenda 2030 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y el Hambre Cero.

En las escuelas del Ministerio de Educación ubicadas en toda la ribera del Río Coco (llamado también Segovia y Wanki en la lengua indígena Miskita) los estudiantes de preescolar y primaria reciben la merienda escolar.

Los alimentos contribuyen a garantizar la educación de los niños y complementan su nutrición para permitirles contar con un mejor futuro y cumplir con sueños y aspiraciones como los de Jerkin, que quiere ser Director cuando sea grande.

“Para estar en línea y alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenibles es necesario saber cuáles son las necesidades y desafíos de cada país  e identificar cómo PMA puede adaptar su respuesta a los países para ayudarlos a responder a ellos”, expresó Samkange.
Visitando cooperativas agrícolas

Durante un conversatorio desarrollado con mujeres agricultoras de granos básicos, el Director de Políticas y Programas de PMA conoció su experiencia que dio inicio como un Comité de Patio y fue creciendo hasta convertirse en la Cooperativa de Servicios Agropecuarios “Mujeres Emprendedoras de San Pedro”.

Hoy por hoy estas productoras aumentaron los niveles de productividad, la calidad de sus cosechas y ponen en marcha prácticas amigables con el medio ambiente.

Entre los desafíos que se plantean los socios de la cooperativa para los próximos meses está el fortalecimiento de las capacidades del personal técnico y la ampliación del área de comercialización. Samkange compartió también con los socios varones, que se han unido a las mujeres productoras al reconocer los resultados del trabajo organizado.

“Muchas gracias por recibirme. El éxito que han logrado es algo que nos alienta a nosotros en PMA a seguir adelante”, les dijo el Director de Políticas y Programas al despedirse.
Participación comunitaria y trabajo en equipo

A la escuelita Santular asisten 27 estudiantes de prescolar a quinto grado de primaria. Sus padres se organizan para preparar la merienda y mantener funcionando el área de cocina.

El Ministerio de Educación es la institución que implementa el Programa Integral de Nutrición Escolar que proporciona meriendas nutritivas calientes a más de un millón de niños y niñas en Nicaragua.

Su personal acompañó la visita de Samkange por el río Coco para mostrar los resultados del alimento en las escuelas en la promoción de la educación, la salud y la nutrición de la población infantil.


La Organización Panamericana de la Salud (OPS) despachó esta semana a Colombia a un equipo multidisciplinario de expertos internacionales para apoyar la respuesta al brote del virus del Zika en ese país.

Según las autoridades de salud colombianas, unas 37.000 personas han sido afectadas, 6.300 de ellas embarazadas.

La misión terminará este próximo viernes y tiene el objetivo de intercambiar experiencias sobre la vigilancia epidemiológica y atención de casos de zika y estudiar los aspectos relativos a las complicaciones neurológicas posiblemente asociadas al virus, como el Síndrome de Guillain-Barré (SGB).

Los especialistas también analizarán la atención a las embarazadas y la vigilancia ante la posible aparición de casos de microcefalia.

La asesora en Manejo Clínico de Enfermedades Epidémicas, Alerta y Respuesta de la OPS, Pilar Ramón-Pardo, explicó que se trata de la primera misión con diferentes componentes técnicos para apoyar los esfuerzos nacionales frente al virus.

El Zika es un virus nuevo en la región transmitido por el mosquito Aedes. En mayo de 2015 Brasil informó de los primeros casos de transmisión local del virus, desde entonces se ha extendido a 29 países y territorios del continente, una situación que se agrava por su posible vínculo con casos de SGB y de microcefalia.

Fuente


Las lenguas maternas son esenciales para proveer una educación de calidad, uno de los objetivos de los que dependerá el éxito de la nueva agenda de desarrollo 2030, dijo este domingo la directora de la UNESCO en el día internacional para promover la preservación de todas las lenguas del mundo.

Con motivo del Día Internacional de la Lengua Materna, que desde 1999 se conmemora cada 21 de febrero, Irina Bokova enfatizó que una educación de calidad es imprescindible para el progreso de los hombres y las mujeres en sus sociedades.

En este contexto, el uso apropiado del lenguaje para enseñar a los niños en sus primeros años de aprendizaje es muy importante. Generalmente, el idioma utilizado en esos entornos es el materno.

Hace una década, la Asamblea General de la ONU aprobó una resolución que insta a los Estados miembros a promover la preservación de las lenguas habladas en todo el mundo.

En esta resolución, se proclamó el 2008 como el Año Internacional de los Idiomas con el objetivo de promover “la unión en la diversidad y la comprensión global a través del multilingüismo y el multiculturalismo”.

La UNESCO asegura que los idiomas representan los instrumentos más fuertes en la conservación y en el desarrollo de la herencia cultural.

La meta es “fomentar la solidaridad partiendo de la base de la comprensión, la tolerancia y el diálogo”.

Fuente


El objetivo de la presente edición de El estado de los mercados de productos básicos agrícolas es de reducir la actual polarización de las opiniones sobre los efectos del comercio agrícola en la seguridad alimentaria y la manera en que este debería gobernarse para conseguir que una mayor apertura al comercio beneficie a todos los países. Al ofrecer datos y aclaraciones sobre una variedad de temas, el informe pretende contribuir a un debate más informado sobre las opciones en materia de políticas así como señalar las mejoras necesarias en los procesos normativos en el contexto de los cuales se realizan esas elecciones.

El estado de los mercados de productos básicos agrícolas.

 


30 de diciembre, 2015 — El primer día de 2016 entrará en vigor oficialmente la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible que durante los próximos 15 años marcará la pauta para construir un mundo más justo y equitativo para toda la población, además de velar por el medio ambiente.

La Agenda, aprobada por los 193 Estados miembros de la ONU en septiembre pasado, está compuesta por 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), entre los que destacan la erradicación de la pobreza y el hambre, la consecución de educación y servicios médicos universales y la protección de los ecosistemas marinos y terrestres.

“Los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible son nuestra visión compartida de la humanidad y un contrato social entre los líderes del mundo y las personas” dijo el Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon.

Los ODS abordan las necesidades de las personas de los países desarrollados y en desarrollo, haciendo hincapié en que no debe dejarse a nadie atrás.

La Agenda integra las dimensiones social, económica y ambiental del desarrollo sostenible, y atiende aspectos relacionados con la paz, la justicia y las instituciones eficaces.

La movilización de medios de aplicación, entre ellos recursos financieros, desarrollo y transferencia de tecnología y desarrollo de la capacidad, así como el papel de las alianzas, también se reconocen como esenciales.

Para la puesta en marcha del nuevo plan, Ban Ki-moon subrayó que hacer realidad la Agenda es responsabilidad principalmente de los países, pero agregó que también requerirá nuevas alianzas y solidaridad internacional.

El examen de los avances se llevará a cabo periódicamente en cada país, con la sociedad civil, las empresas y los representantes de varios grupos de interés. A nivel regional, los países compartirán experiencias y tratarán asuntos comunes, mientras que con carácter anual en ONU, el Foro Político de Alto Nivel sobre el Desarrollo Sostenible (FPAN) hará un balance de los progresos a nivel mundial, identificando las deficiencias y cuestiones emergentes y recomendando medidas correctoras.


22 de diciembre, 2015 — Unos 77 millones de personas sufren cada año algún tipo de enfermedad transmitida por alimentos en las Américas.

Más de 200.000 personas -casi la mitad de ellas, niños menores de 5 años- sufren cada día en las Américas algún tipo de enfermedad transmitida por los alimentos. Durante las celebraciones de fin de año el riesgo puede aumentar si no se manipula y refrigera adecuadamente la comida que se preparada en cantidad y con antelación.

Para evitar posibles intoxicaciones, la Organización Panamericana de la Salud, oficina regional de la Organización Mundial de la Salud, recomienda seguir cinco reglas básicas: adoptar medidas higiénicas adecuadas, separar los alimentos crudos de los cocidos, cocinar por completo los alimentos, no exponerlos a temperaturas elevadas y utilizar agua e ingredientes crudos seguros.

Si se respetan estas simples claves, asegura la OPS, los consumidores evitarán que los alimentos se contaminen y que los microbios se multipliquen.

Una de cada 3 enfermedades transmitidas por la comida se produce por alimentos consumidos en el hogar y, en general, la causa está en una manipulación incorrecta de los mismos.

Los alimentos contaminados pueden provocar más de 200 patologías y los síntomas incluyen dolor abdominal, diarrea, náuseas, escalofríos, fiebre y dolor de cabeza, entre otros. Aparecen entre 30 minutos y dos semanas después del contacto con el agente responsable de la enfermedad, como la Salmonella o la Escherichia coli, aunque suelen notarse en las primeras 48 horas. De detectarse alguno de estos síntomas, la OPS recomienda acudir lo antes posible a un centro de salud.


Los crímenes atroces cometidos contra las mujeres y las niñas en las zonas de conflicto, junto con el problema de la violencia doméstica que afecta a todos los países, constituyen una grave amenaza para el progreso.

Me preocupan profundamente las difíciles circunstancias de las mujeres y las niñas que viven en condiciones de conflicto armado, quienes sufren múltiples formas de violencia, agresión sexual, esclavitud sexual y trata. Los extremistas violentos están tergiversando las doctrinas religiosas para justificar la subyugación en masa y el abuso de las mujeres. No se trata de actos de violencia fortuitos ni de consecuencias indirectas de la guerra, sino más bien de medidas sistemáticas para negar a las mujeres sus libertades y el control de su cuerpo. Una de las consideraciones fundamentales en los esfuerzos desplegados a nivel mundial para combatir y prevenir el extremismo violento debe ser la protección y el empoderamiento de las mujeres y las niñas.

La mitad aproximadamente de los 60 millones de personas que han sido desplazadas por la fuerza son mujeres. Muchas de las que huyen de la guerra y la violencia son a menudo explotadas por traficantes sin escrúpulos y sufren a causa de la discriminación por razón de género y la xenofobia en las sociedades de acogida. Las que son demasiado jóvenes, demasiado viejas o demasiado débiles para emprender el peligroso viaje se quedan solas en su lugar de origen, lo que aumenta su vulnerabilidad al no contar con el apoyo de los que se han ido.

Incluso en las zonas donde reina la paz la violencia contra las mujeres persiste y se registran casos de feminicidio, agresión sexual, mutilación/ablación genital femenina, matrimonio precoz y ciberacoso. Esas prácticas traumatizan a las personas y desintegran el entramado de la sociedad.

He liderado, a través de la campaña “ÚNETE para Poner Fin a la Violencia contra las Mujeres” y de la iniciativa “Él por Ella”, un movimiento mundial para implicar a los hombres en la promoción de la igualdad de género. En ese contexto, exhorto a los gobiernos a que aumenten sus contribuciones al Fondo Fiduciario de las Naciones Unidas para Eliminar la Violencia contra la Mujer, cuyo objetivo es subsanar la insuficiencia crónica de inversiones en esta esfera.

Millones de personas de todo el mundo se han unido bajo el estandarte naranja, que es el color elegido como símbolo de un futuro mejor, libre de la violencia contra las mujeres y las niñas. Este año, como muestra del creciente impulso en favor del cambio, se iluminarán de color naranja numerosos monumentos icónicos, entre ellos las ruinas de Petra en Jordania y las cataratas del Niágara en América del Norte.

También podemos despejar el camino hacia un futuro de dignidad e igualdad para todos mediante la aplicación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible aprobada recientemente, en la que se reconoce la importancia de eliminar la violencia contra las mujeres y se fijan metas conexas en relación con varios Objetivos de Desarrollo Sostenible. Asimismo, en varios exámenes amplios recientes de las operaciones de paz de las Naciones Unidas, las labores de consolidación de la paz y los programas relativos a la mujer y la paz y la seguridad, se ha puesto de relieve la importancia crucial de incorporar la participación de las mujeres en las iniciativas de paz y seguridad.

 La violencia contra las mujeres y las niñas está muy extendida, por lo que todos podemos tomar medidas para acabar con ella. Juntemos nuestras fuerzas para poner fin a este crimen, promover la plena igualdad de género y crear un mundo en el que las mujeres y las niñas disfruten de la seguridad que merecen. Hagámoslo por el bien de ellas y el de toda la humanidad.


El saneamiento es fundamental para la salud humana y ambiental, así como para las oportunidades, el desarrollo y la dignidad. Sin embargo, hoy día, en todo el mundo, una de cada tres personas carece de servicios de saneamiento mejorados, y una de cada ocho practica la defecación al aire libre.

La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, adoptada recientemente, reconoce el papel fundamental que desempeña el saneamiento en el desarrollo sostenible. La naturaleza integrada de la nueva Agenda significa que necesitamos comprender mejor las conexiones entre los elementos constitutivos del desarrollo. En ese espíritu, la celebración este año del Día Mundial del Retrete se centra en el ciclo vicioso que conecta el saneamiento deficiente y la malnutrición.

Las deficiencias en el saneamiento y la higiene son un elemento crucial de la enfermedad y la malnutrición. Cada año, demasiados niños menores de 5 años han visto sus vidas interrumpidas o alteradas para siempre como consecuencia de las malas condiciones de saneamiento: más de 800.000 niños de todo el mundo —es decir, uno cada dos minutos— mueren de diarrea, y casi la mitad de todas las muertes de niños menores de 5 años se deben a la desnutrición. Una cuarta parte de los niños menores de 5 años padece retraso del crecimiento y muchos otros niños, así como adultos, están enfermando gravemente y a menudo sufren consecuencias para la salud y el desarrollo a largo plazo, incluso durante toda su vida. Los padres y los tutores conllevan el costo de esas consecuencias. Las mujeres, en particular, soportan las consecuencias directas.

A pesar de los argumentos morales y económicos convincentes para la adopción de medidas relacionadas con el saneamiento, el progreso es demasiado escaso y demasiado lento. En muchos sentidos, el saneamiento es la meta menos conseguida de los Objetivos de Desarrollo del Milenio. Es por ello que en 2013 se lanzó el Llamamiento a la Acción en Materia de Saneamiento, y por eso nuestro objetivo es poner fin a la defecación al aire libre para 2025.

La Agenda 2030 nos exhorta a renovar nuestros esfuerzos para proporcionar acceso a servicios de saneamiento adecuados en todo el mundo. Debemos seguir educando y protegiendo a las comunidades en situación de riesgo, y cambiar las percepciones culturales y las prácticas de larga data que obstaculizan la búsqueda de la dignidad.

Al trabajar juntos, y mediante un debate abierto y franco sobre la importancia de los retretes y el saneamiento, podemos mejorar la salud y el bienestar de un tercio de la familia humana.

Ban Ki-moon


03 de noviembre, 2015 — Una característica que define la Agenda 2030 es la determinación de no dejar a nadie rezagado, señaló este martes la directora del Programa de Desarrollo de Naciones Unidas (PNUD), durante la Conferencia Regional sobre Desarrollo Social en América Latina y el Caribe, una reunión de tres días que se celebra hasta el 4 de noviembre en Lima, Perú.

“Debemos trabajar juntos e identificar y abordar los arraigados factores determinantes de la exclusión, en esta región y más allá. La erradicación de la pobreza sólo se logrará si realmente invertimos en las personas”, dijo Helen Clark.

Según la ONU, después de una década de ferviente crecimiento, que ascendió a unos 92 millones de personas a la clase media, América Latina afronta una desaceleración y algunos segmentos de la población podrían recaer en la pobreza.

Los participantes de la conferencia debaten cómo hacer realidad los recién acordados Objetivos de Desarrollo Sostenible, que según la ONU, requieren nuevos enfoques para abordar desafíos complejos como la exclusión y la desigualdad.

Según un informe del PNUD todavía pendiente de publicar, las mujeres se ven desproporcionadamente afectadas. Aproximadamente 35 por ciento de las personas pobres viven en hogares encabezados por mujeres.


En su mensaje en ocasión del Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza (17 de octubre), el Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon destaca que con la aprobación de la Agenda 2030, hay un compromiso mundial de poner fin a la pobreza en todas sus formas, en todo el mundo y en un plazo concreto.

A continuación el mensaje:

Este año, el Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza se conmemora en un momento en que el mundo emprende una nueva y osada senda hacia un futuro digno para todos, con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible como guía.

El tema de este año: “Construir un futuro sostenible: unirnos para poner fin a la pobreza y la discriminación”, destaca la necesidad de prestar más atención a los miembros excluidos y marginados de la familia humana.

Alentado por la movilización global desencadenada por los Objetivos de Desarrollo del Milenio, el mundo ha hecho progresos extraordinarios en lo que respecta a la reducción de la pobreza extrema. En los últimos 25 años, se ha conseguido que más de 1.000 millones de personas superen el umbral de pobreza.

Sin embargo, la situación no ha mejorado para todos. Más de 900 millones de personas siguen viviendo en la pobreza extrema y muchas más están en riesgo de caer en ella. El cambio climático, los conflictos violentos y otros desastres amenazan con echar a perder muchos de nuestros logros.

Con la aprobación de la Agenda 2030, los dirigentes mundiales asumieron un compromiso para poner fin a la pobreza en todas sus formas, en todo el mundo, dentro de un plazo concreto. Para ser capaces de responder a este llamamiento, debemos hacer frente a la discriminación en todas sus manifestaciones.

No dejar a nadie atrás significa acabar con la discriminación y los abusos dirigidos contra la mitad de la humanidad, esto es, las mujeres y las niñas del mundo. Significa combatir la discriminación abierta contra las minorías, los migrantes y otras personas, así como el abandono más insidioso de los desfavorecidos, en especial los niños. Y significa garantizar el acceso al estado de derecho y proteger los derechos humanos de todos.

La Agenda 2030 surgió como resultado del proceso más incluyente de la historia de las Naciones Unidas. Participaron en las deliberaciones al respecto los Estados Miembros, millones de jóvenes y miles de organizaciones no gubernamentales, empresarios y otras personas. En este momento en que esperamos traducir los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible en medidas significativas en la práctica, debemos mantener este espíritu.

Nuestra generación puede ser la primera en presenciar un mundo sin pobreza extrema, donde todas las personas, no solo los poderosos y los privilegiados, puedan participar y contribuir por igual, sin discriminación ni miseria.

1 2 3 5