Managua, Nicaragua, 13 de mayo 2009 (OPS/OMS).— Con un llamado a las empresas privadas y públicas para respetar el derecho laboral que tienen las personas con VIH se realizó una conferencia de prensa en ocasión de la conmemoración del Día de la Solidaridad con las Personas con VIH este 18 de mayo.

La conferencia de prensa estuvo presidida por Enrique Beteta, Secretario General del Ministerio de Salud y Presidente de la Comisión Nicaragüense de SIDA (CONISIDA), Leticia Romero por la Asociación de Personas con VIH (ASONVHISIDA),  Julio Mena de la Asociación Nicaragüense de Personas Positivas Luchando por la Vida (ANIC+VIDA) y Reynaldo Aguilar en representación del equipo conjunto del Sistema de Naciones Unidas (ONUSIDA), los cuales mencionaron grandes avances en la respuesta a la epidemia del VIH con acciones como los avances a la nueva propuesta de reforma a la Ley 238, que permitirá entre otros, incluir nuevos aspectos que brinden mayor y mejor atención a las PVV; el fortalecimiento de acciones de abogacía para que las instituciones del estado y los medios de comunicación informen de manera responsable sobre el VIH;  la inclusión de todos los grupos vulnerables como transexuales, Hombres que tienen Sexo con Hombres, población joven, mujeres, migrantes en las campañas de atención e información etc.; la ampliación de la red de servicios a todos las unidades de salud del país, la capacitación al personal de salud, la oferta de tratamientos y las acciones educativas y de prevención entre otras.

Al mismo tiempo se informó sobre obstáculos y desafíos que aún constituyen barreras para garantizar una respuesta integral a la epidemia, entre ellas el estigma y la discriminación, el aún insuficiente acceso a la información sobre medidas de prevención, como el uso del preservativo, y la necesidad de fortalecer la promoción de hábitos y comportamientos seguros, principalmente en jóvenes y adolescentes.

El Dr. Beteta afirmó que Nicaragua sigue siendo el país centroamericano con menos casos acumulados, ya que hasta la fecha se tienen un total de 4,102 casos, de los cuales el 69% corresponden a hombres y el 31% a mujeres. Explicó que las edades más afectadas por esta enfermedad están entre los 15 a 49 años de los cuales el 70% corresponden principalmente a población joven en edades entre 20 a 34 años.

Los organizadores de las actividades de esta jornada de solidaridad con las personas con VIH, manifestaron que las actividades masivas fueron canceladas en vista de la emergencia sanitaria por una eventual epidemia de influenza A/H1N1 en el país; sin embargo se mantendrá la tradición de la vigilia en la que se encienden velas en solidaridad con las personas con VIH y/o que han fallecido por esta causa,  la cual se realizará el próximo 18 de mayo.

El día de solidaridad se comenzó a celebrar en 1983 cuando se encendieron las primeras velas en solidaridad con las Personas con VIH y con las que ya habían fallecido por esta causa. Desde entonces en muchos países del mundo, en esta fecha,  se encienden velas para recordar que existen personas que demandan una atención integral que incluya, además de atención médica, solidaridad, no discriminación y estigma y oportunidades que les permita vivir dignamente.

Enrique Beteta anunció que el lema de la vigilia de este año será  “Enlacémonos con la vida; la luz de la esperanza nunca debe apagarse”